Comparte este Post

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter

Palmeras, bambúes y éxito


¿Sabes por qué las palmeras no se caen durante los huracanes?

De vez en cuando, las noticias nos muestras imágenes de palmeras soportando vientos de más de 200 kilómetros por hora, mientras que otros árboles, que parecen mucho más robustos, se caen.

Esto sucede por dos razones.

Primero, porque el tronco de las palmeras está compuesto por un tipo de fibra bastante elástica.

Segundo, porque ante fuertes corrientes de aire, las hojas de las palmeras se colocan en una posición favorable.

Dicho de otro modo: Las palmeras no se caen durante los huracanes porque son flexibles.

La flexibilidad es una característica que nos permite soportar de forma exitosa las condiciones más adversas.

Cuando sucede algo que no podemos controlar, seamos flexibles, adaptémonos, encontremos la mejor manera de subsistir dentro de ese escenario negativo.

Mientras más rígidos seamos ante una circunstancia fuera de nuestro alcance, más difícil nos resultará mantenernos en pie.


Por otro lado, ¿Sabías que el bambú japonés, al ser sembrado, no sale a la superficie durante los primeros 7 años?

Simplemente no lo ves. ¡Es como si no hubiera nada ahí!

Lo increíble es que, pasados estos 7 años, en las siguientes 6 semanas, el bambú alcanza a crecer hasta 30 metros.

En realidad, al árbol le tomó 7 años con 6 semanas alcanzar su altura.

Pero la mayoría de personas se queda sólo con las 6 semanas de evolución visible.

Cuando, en realidad, el secreto del éxito estuvo en los 7 años de echar raíces.

Las historias de éxito inmediato casi no existen.

La mayoría de personas necesitamos esa etapa de sentar bases, durante la cual parece que nada estuviera pasando.

Si vemos a alguien surgir muy rápido, pensemos que esa persona ya pasó por sus «7 años» de «echar raíces».

(¡Claro, procuremos que esos 7 años sean sólo en sentido figurado!)

Si, por otro lado, sentimos que las cosas no van al ritmo que quisiéramos, pongamos nuestro enfoque en aprender, formarnos y desarrollarnos internamente.

Eso -que a simple vista no se nota- sentará las bases para nuestro crecimiento posterior.


Entonces, seamos flexibles para adaptarnos a situaciones adversas y preparemos bien las bases para soportar nuestro crecimiento.

Seamos un poco palmeras y un poco bambúes.

Abrazo grande,

Ramón


Descubre el mundo online y libérate de ese trabajo que mata tus sueños.

Descarga mi Guía Gratis: 50 profesiones y emprendimientos digitales para reinventarte en Internet.

4 comentarios en “Palmeras, bambúes y éxito”

  1. Que buenos ejemplos Ramón. Y la cosa también es no desmoralizarse en eso “7 años” y seguir trabajando para lo que uno quiere conseguir en la vida. No solo profesionalmente pero para todo incluyendo a educando a nuestros hijos. Y así como dices que no todo sale de un día para otro y hay que dar tiempo al tiempo, la flexibilidad es bien importante. En el camino a veces nos damos cuenta que lo que planeamos no es lo correcto y tener la habilidad de darse cuenta a tiempo es Key. Ser flexible también nos ayuda a soportar desastres como tú dices así como a entender a las personas y cosas a nuestro alrededor. Que buen artículo.

    Responder
    • Hola, Lily!

      Muy cierto lo que dices. Creo que durante ese período de resultados no visibles, hay que cuidar 2 cosas:

      1.) No desmoralizarse, tal cual lo dices tú.

      2.) Asegurarnos de que, de verdad, aquello a lo que estamos dedicando nuestro tiempo tiene futuro. ¡Si un plan no es viable, no prosperará sólo porque hayamos dejado pasar los «7 años»!

      Me encanta que te haya gustado el artículo 🙂

      Gracias por comentar!

      Responder
  2. Hola Ramón!

    Artículo de maravilla¡¡ y te lo digo en serio, jamás me pasaron por la cabeza esas dos analogías que usaste.

    Acabo de descubrir tu blog y entré al primer artículo solamente por el título que me pareció brutal mi amigo.

    Cuando era pequeño no le daba importancia a aguantar y me desesperaba con la mínima cosa que saliera mal, quizá por eso mis primeros negocios no tuvieron éxito 🙁

    Es bueno leer cosas como estas para entender que debemos luchar contra todo y todos. Pues eso, me despido, genial escrito. Muchas gracias y muchos saludos mi hermano.

    Responder

Deja un comentario

Responsable: Ramón Cámero Finalidad: Gestionar el envío del ebook y otras notificaciones. Legitimación: Consentimiento del interesado Destinatarios: Los datos que me vas a facilitar a través de este formulario van a ser tratados por Ramón Camero como único responsable y almacenado en los servidores de MailerLite, mi proveedor de email marketing, ubicado en EEUU, que trabaja con estas políticas de privacidad. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como como todos los derechos dentro del RGPD.

EMAIL

Y te haré llegar mi Guía “50 Profesiones y Emprendimientos Digitales”
Acceso Inmediato y 100% Gratuito.

¡Déjame tu mejor correo!